Cara Norte del Cornon

//Cara Norte del Cornon

CARA NORTE DEL CORNON

La cara norte del Cornon es perfecta para iniciarse o ponerse a prueba en los corredores de nieve, hielo y mixto.

Ofrece varios canales y espolones de diferente dificultad para la escalada invernal, desde los clásicos corredores de nieve a líneas más difíciles de escalada en mixto.

¿COMO LLEGAR?

El acceso es rápido y cómodo desde la estación de esquí de Alto Campoo, aún así la cara norte está aislada y mantiene su carácter salvaje y solitario al ser poco frecuentada.

Aparcaremos el coche en Brañavieja, justo donde acaba la carretera en invierno, después de pasar el Refugio del Tres Mares. Para llegar hasta aquí tendremos que ir hasta Reinosa y desde aquí subir en dirección a la estación de esquí de Alto Campoo. Antes de llegar a la estación de esquí nos desviaremos hacia la derecha para pasar Brañavieja y el refugio Tres Mares y llegar hasta donde se acaba la carretera en invierno en la Cuenca Cre.

Mapa:

¿DÓNDE DORMIR?

La mejor opción para dormir cerca de aquí es en el Refugio Tres Mares, un refugio de montaña muy acogedor y con muy buen ambiente. Os dejo el enlace a su web: Refugio Tres Mares

APROXIMACIÓN

Desde el pequeño parking de Cuenca Cre, seguiremos la carretera normalmente nevada durante algo menos de un kilometro. En este punto empezaremos a subir hacia nuestra derecha (norte) por un valle bastante suave que nos lleva hacia un collado a 2020 metros entre el Pico Bóveda a nuestra derecha y el Pico Cornón a la izquierda. Hasta el collado son unos 300 metros de desnivel desde el coche. Desde el collado podemos rapelar o destrepar por el canal de acceso a la cara norte. Hay tres instalaciones de rapel con parabolts y anillas a 60 metros.

 

 

Cuando el canal pierde inclinación giraremos hacia la izquierda (oeste) para acceder a la cara norte del Cornon. Desde aquí veremos las diferentes opciones que ofrece la pared, con varias líneas y canales por donde poder subir.

CARA NORTE DEL CORNON

El corredor de la izquierda del Cornon y el corredor de la derecha son los más clásicos y repetidos. De unos 200 metros de longitud, son perfectos para iniciarse en las caras norte. Se tratan de canales de nieve con varios resaltes y reuniones equipadas. Un buen entrenamiento para vías más difíciles y comprometidas en Picos de Europa.

 

El corredor de la izquierda es el primero que nos encontraremos al asomarnos a la cara norte. Normalmente el primer resalte suele ser el más difícil, donde se forma una pequeña cascada de hielo. La parte intermedia del corredor es más sencilla y tumba bastante hasta llegar a una zona donde se estrecha y se inclina de nuevo hasta unos 65º. Después del estrechamiento hay una reunión equipada con parabolts y luego un último largo donde tendremos que ir un poco hacía la izquierda si queremos buscar el camino más fácil.

 

También podemos escalar por otras líneas menos definidas y más difíciles buscando los resaltes y espolones más interesantes dependiendo de las condiciones de la montaña. Variantes divertidas y con ambiente para el que quiera escaladas algo más complicadas y técnicas.

 

Las caras norte de la Tabla y el Boveda, cercanos al Cornon, también tienen varias vías de mixto y corredores de nieve y hielo. Zonas aún más solitarias, pero igual de bonitas e interesantes que la cara norte del Cornon.

 

 

Consulta más actividades guiadas como esta en la web pinchando en este enlace:

2019-03-25T19:29:17+00:00
1
Hola! ¿En qué puedo ayudarte? Pulsa en la flecha para comenzar una conversación en WhatsApp
Powered by